Publicado en Columnas

ESPIAS EN CONFLICTO

Domingo, 18 Julio 2021 20:43 Escrito por 

Gran expectación ha causado el tema de los espionajes internauticos y telefónicos a través de las nuevas tecnologías aplicadas desde hace poco más de una década y que una treintena de países (de los que se sabe), se han inscrito a la empresa israelí NSO Group para espiar a gobiernos en conflicto, opositores políticos y periodistas tanto del interior de cada país, como del extranjero.
A raíz de lo anterior, se creó el Proyecto Pegasus para realizar investigaciones periodísticas de alto nivel internacional, para revelar los abusos que al menos diez de los países clientes de la NSO GROUP con el spyware Pegasus delinquieron contra grupos defensores de los derechos humanos, sociedad civil, periodistas y políticos.
Estas investigaciones dieron inicio al filtrarse a Forbidden Stories y amnistía internacional, más de 50 mil datos telefónicos que ingresaron clientes de dicho grupo, tales como agencias de seguridad o de inteligencia en sistemas para realizar ataques con el software Pegasus. y los registros corresponden a sus países clientes como: México (durante el sexenio de peña nieto), Azerbaiyán, Kazajistán, Hungría, India, Arabia saudita, Baréin, Marruecos, Ruanda y emiratos árabes unidos.
De estos países mencionados se destacan un centenar de periodistas de 17 medios de comunicación como la revista proceso, the Guardian, Washington post, Le Monde, süddeutsche zeitung, Aristegui noticias. Todos aplicaron su colaboración, a través de la misma Forbidden Stories, que tiene su sede en París y con el apoyo técnico de Security Lab de Canadá para amnistía internacional.
Pero y... ¿cómo logran penetrar e infectar a un gobierno, empresa, sistemas de seguridad, etc.?
El proceso con Pegasus se realiza con el ingreso de números telefónicos que cada cliente del grupo NSO selecciona para lanzar el ataque a sus destinatarios. Estos pueden ser cientos de ellos, pero no todos precisamente son de las víctimas. Pero en las investigaciones, se da por hecho que los titulares de esos números eran “blancos” de una agencia que contrato los servicios del multicitado grupo
Y ahora, ¿qué es Pegasus?
¡Sorpréndete! es una herramienta digital que toma el control de un celular desde un lugar remoto y en la mayoría de los casos es indetectable. Entonces el grupo NSO vende el sistema Pegasus, que nació “supuestamente” como una tecnología que sirve a las agencias de seguridad y gobiernos, para combatir organizaciones terroristas, cadenas de pedofilia y redes del crimen organizado entre otras. Pero al entrar el spyware a cada teléfono, queda infectada la memoria y extrae los datos; y ya puede enviar paquetes completos de información encriptada, hasta las oficinas del cliente. Abarcando en todas las aplicaciones de mensajería como Whatsapp, Telegram. También datos de geolocalización, contactos o historial de llamadas; el programa puede prender el micrófono o la cámara cuando el cliente lo desee, llamadas telefónicas o conversaciones privadas, ver los rostros de personas presentes y fotografías clandestinas.
Continuando con el apoyo de las investigaciones que la Revista Proceso ha realizado, señala que en México, existen documentos que evidencian que tres agencias de gobierno usaron Pegasus durante el sexenio de Enrique Peña Nieto: la Agencia de Investigación Criminal (AIC), la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y el Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen); fuentes consultadas dicen que, estas podían operar Pegasus, sin orden judicial y con un amplio margen para el uso arbitrario.
Seguiremos con este tema en la próxima semana para señalar algunos involucrados que se encuentran prófugos de la justicia, aquí en TU ESPACIO DE PODER.

 

Visto 325 veces
Valora este artículo
(0 votos)