Publicado en Columnas

LA OTRA CORRUPCION

Domingo, 04 Abril 2021 21:00 Escrito por 

En este sexenio la palabra corrupción ha cobrado más menciones, porque ha sido el caldo de cultivo de López Obrador en todas las mañaneras. Y es que bajo su lema de “justicia si, venganza no”, pues no, no se hace nada, aunque lo llame como lo llame el titular del ejecutivo. Pero habla mucho y no toma la suficiente acción, porque el pueblo está ávido justamente de justicia y venganza. Y al no tomar acción, teniendo como prioridad encerrar a todos los bandidos de la nación, tratándose de quien sea; entonces aparece La otra corrupción. La de “no acción”, sobre los rateros que comprobadamente se han acabado los bienes de nuestro país y se han enriquecido a costa de violar y traicionar a su propia gente. Esto claro, provoca coraje y descontento nacional, lo que aprovechan los compinches de la Mafia del Poder para atacar al presidente.
Esta falta de acción, permite que de alguna manera la corrupción continúe vigente y se sigan dando más casos en todos los ámbitos. ¿entonces, donde está la cuarta transformación? porque no basta con supuestamente detenerla, hay que atrapar y cortarles las manos a los rateros, porque solo así habrá justicia y los que pretendan robar, lo van a pensar.
El INE no es la excepción. Otrora ya se escuchaba en los pasillos y baños del instituto estatal, los comentarios de aplicación de corrupción en favor de ciertas coaliciones y en contra de los morenistas. La fundación kofi Annan en su reporte sobre integridad electoral para Latinoamérica dijo… si se debilitan las instituciones electorales, se le da paso al autoritarismo; y si al árbitro electoral se le estigmatiza como posible corrupto (como ya ocurre en nuestro país), entonces se daña la confianza de los electores, con afectación directa a la legalidad de la institución y a la autenticidad de los procesos. Y como no se le va a estigmatizar al Lorenzo de Córdoba Vianello si ha dado de baja a decenas de candidatos del partido morenista. Como confiar así en esa institución con un árbitro vendido, como se dice en el argot futbolístico.
Alan Claude Doss señala: que la democracia es una obra, siempre en continuo progreso y cuando la gente pierde la fe en la democracia, la competencia política no desaparece, pero adopta formas más caóticas y violentas.
Ahora por otra parte, los compinches dicen que, si el gobierno de López Obrador hace justicia, solo lo hará con fines electorales; y con esto ya lo dejan paralizado, porque ya le encontraron su lado flaco. Entendemos que fácil no es, pero si este se aplica, será más respetado. Pero ¿o sea cómo? se puede o no se puede aplicar justicia. ¿Acaso vamos a seguir dependiendo en lugar de fortalecer nuestra democracia? Es cierto que la federación debe contar con la inversión del sector empresarial, sobre todo ahora que el gobierno tiene 70 proyectos de infraestructura que mucho dependerán del financiamiento de la iniciativa privada.
Sabemos que tanto al gobierno como a la IP les conviene que México siga adelante y se active la economía, que si bien ya se detuvo (no que se erradicó) la corrupción, debemos abrir en conjunto un nuevo panorama para nuestro país, con acuerdos y negociaciones bilaterales. Por eso se hace ya necesaria la limpieza y la justicia y ahora sí, dar marcha a la cuarta transformación, con aires de voluntad para el desarrollo, crecimiento y sustentabilidad.
Probablemente Aldous Huxley me diría que esto es una utopía; y yo digo que es un sueño posible, porque sigo creyendo en mi país y en el actual gobierno, pero con el apoyo de las nuevas generaciones empresariales. ¿O usted qué piensa?
Bien para reflexionar verdad. Saludos desde TU ESPACIO DE PODER.

Visto 543 veces
Valora este artículo
(0 votos)